Comparte

Implementar un laboratorio de control de calidad de alimentos es el objetivo del proyecto adjudicado por el Liceo Polivalente Juan Arturo Pacheco Altamirano (JAPA) de Chillán Viejo, y que significará  una inversión de $14.995.885.

El docente y coordinador Técnico Profesional del Liceo, Felipe Escalona, explicó que la iniciativa permitirá adquirir equipos técnicos para analizar las distintas cualidades de los alimentos, posibilitando un mejor aprendizaje y experticia a los estudiantes de la especialidad Técnico Nivel Medio en Elaboración de Alimentos Industriales; como también suplir una necesidad regional de contar con más lugares certificados para realizar control de calidad de alimentos.

El proyecto del establecimiento municipal chillanvejano, será financiado por el Ministerio de Educación, con recursos destinados a equipamiento para establecimientos de educación media técnico profesional. Por ello, junto con agradecer al ministerio y al equipo municipal y del liceo que elaboró el proyecto, la directora del DAEM Chillán Viejo, Mónica Varela, destacó el trabajo colaborativo y las oportunidades que se ofrecen a los jóvenes al mejorar el equipamiento en los establecimientos educacionales. “La especialidad nos está dando la posibilidad de poder entregar nuevas oportunidades y herramientas a tantos jóvenes de la comuna de Chillán Viejo desde hace ya unos  ocho o nueve años, y cada año podemos mejorar las oportunidades, podemos mejorar los sistemas que estamos llevando a cabo en la especialidad y dar la posibilidad de mejorar la calidad del servicio que como Educación estamos entregando, sobretodo a los jóvenes que necesitan hoy día cada vez más espacios dentro de nuestra sociedad. Agradecer a la gestión alcaldicia que cuenta con la posibilidad de tener estos equipos humanos con grandes capacidades profesionales y den estos espacios para postular proyectos de esta naturaleza”, comentó la directora.

Entre los equipos con que contará el liceo JAPA están una estufa de incubación o cultivo con control digital micropocesado de PID, un contador de colonias, para medir las variables biológicas y químicas de los alimentos; un lactodensímetro para medir los sólidos no grasos de la leche; un refractómetro óptico de salinidad, un penetrómetro para medir la dureza de la fruta y su grado de madurez, un turbidímetro, e instrumentos para facilitar el proceso de alimentos a nivel industrial.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *